La anterior semana El Diario, matutino fundado en 1904, cumplía 115 años al servicio de la información. Su director, Jorge Carrasco, explicó que el tema de impuestos es una traba que está asfixiando a ese periódico cada año. Impuestos, luego, reveló el monto adeudado, que incluye Bs 420 millones por concepto de “intereses” que ahora pretende cobrar el Estado bajo amenaza de clausura de ese medio.

Mientras un grupo de residentes bolivianos en el extranjero desarrolla una campaña de recolección de fondos para mantener el espacio de Amalia Pando en las plataformas digitales, un matutino impreso es señalado de “deudor al Estado” e incluso, este domingo, se lanzó una advertencia de remate de bienes y clausura del llamado Decano de la Prensa Nacional.

El Servicio de Impuestos Nacionales – SIN, desglosó los montos que el tradicional periódico paceño debe a diciembre de 2018, que llega a Bs 638.755.498.

“Del total de esa deuda, el tributo omitido más el mantenimiento de valor asciende a 119.313.401 bolivianos, 419.025.534 bolivianos corresponden al interés; 127.042 bolivianos a la multa por Incumplimiento a Deberes Formales (IDF); y 100.289.521 bolivianos corresponden a la sanción”, cita un boletín institucional.

En ese marco, el monto mayor es el interés de casi Bs 420 millones que el SIN pretende cobrar por los ítems de Impuesto al Valor Agregado (IVA), el Impuesto a las Transacciones (IT) y el Impuesto sobre las Utilidades de las Empresas (IUE).

Carrasco había explicado en Fides, que la deuda anterior fue cancelada en 2002 y que desde entonces no se recibió el informe de Impuestos sobre algún adeudo tributario.

El también vicepresidente de la Asociación Nacional de Periodistas – ANP, lamentó que solo desde la gestión de Evo Morales se tengan estos conflictos y la imposibilidad de cancelar los impuestos regulares, pues siempre surgen trabas para reconocer el pago anterior y con ello cada gestión se acumula la deuda y el interés sobre una base inexistente.

Finalmente, Carrasco denunció que Impuestos ejerce una asfixia económica a El Diario, porque además de los tributos se acosa a los clientes comerciales, pues se les amenaza con confiscar los ingresos por publicidad.

Efectivamente, así lo reconoció este domingo el SIN, atribuyéndose otras retenciones contra esa empresa informativa.

“Conforme a lo establecido en los artículos 108 y 110, numerales 2) y 3) de la Ley N° 2492, la Gerencia Grandes Contribuyentes (GRACO) La Paz, dispuso la retención de pagos a terceros por cualquier concepto que deban realizar al contribuyente, Retención de Fondos en la ASFI, prohibición de celebrar actos o contratos de transferencia, Registro de Hipoteca en el Organismo Operativo de Transito, Registro de Hipoteca en Derechos Reales”.

El SIN también alertó al medio con clausurarlo e incluso rematar sus bienes, acusando a la familia Carrasco de haber provocado la bancarrota del periódico. “En caso de que el contribuyente continúe evadiendo sus obligaciones tributarias, se procederá con las consecuentes medidas de remate de los bienes y, en su caso, el SIN aplicará la medida de clausura hasta el pago pago total de la deuda tributaria, en aplicación del numeral 6 del Artículo 110 del Código Tributario Boliviano, para poder recuperar los adeudos tributarios en favor del Estado”.

Visor Bolivia