El CMI apoya la campaña de Zaqueo por la justicia fiscal

0
94

(OIKOUMENE, 12 de julio de 2019).- El Consejo Mundial de Iglesias (CMI) está apoyando una nueva campaña ecuménica en defensa de la justicia fiscal, llamada Proyecto Zaqueo (#ZacTAX), que se lanzó el 11 de julio en las Naciones Unidas en la ciudad de Nueva York.

El proyecto forma parte de la iniciativa Nueva arquitectura financiera y económica internacional, un esfuerzo conjunto del CMI, la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas y el Consejo para la Misión Mundial.

El lanzamiento se llevó a cabo bajo los auspicios del Foro Político de Alto Nivel de la ONU sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible y fue organizado conjuntamente por el CMI , la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas y el Consejo para la Misión Mundial, junto con la Federación Mundial Luterana y la Iglesia Metodista Unida.

El lanzamiento fue precedido por un panel de comentaristas, moderado por Athena Peralta, ejecutiva del programa del CMI para la economía de la vida. «La justicia fiscal es un medio importante y práctico para abordar la desigualdad, que se encuentra en niveles no vistos desde el siglo XIX, y reparar el legado de la esclavitud y la devastación ecológica, especialmente las pérdidas y los daños relacionados con el cambio climático», dijo.

El Foro Político de Alto Nivel de la ONU de 2019 está revisando varios Objetivos de Desarrollo Sostenible, incluidos el objetivo 10 (reducir la desigualdad) y el objetivo 13 (tomar medidas urgentes sobre el cambio climático).

Sobre el Proyecto Zaqueo

El proyecto exige un sistema fiscal y económico global que ofrezca equidad y resuelva la explotación y la injusticia.

«La tributación es una herramienta importante para compartir la riqueza de manera equitativa dentro y entre los países, así como para responsabilizar a las corporaciones y los ciudadanos por su responsabilidad de defender el bien común, incluida la atención a los bienes ecológicos globales», afirma la nota conceptual del proyecto.

La campaña aboga por la justicia fiscal, que aborda las deudas sociales y ecológicas, incluidas las reparaciones por el colonialismo y la esclavitud. La campaña sirve tanto para educar a las iglesias sobre los problemas involucrados al abogar por la justicia fiscal y las reparaciones.

Las convocatorias específicas de la Campaña de Impuestos de Zaqueo incluyen:

– Pedimos la promulgación de impuestos progresivos sobre la riqueza a nivel mundial y nacional para frenar la creciente concentración de riqueza en manos de unos pocos cada vez más poderosos, de la mano con un mayor gasto público para acabar con la pobreza.

– Exigimos que se detenga la evasión fiscal y la evasión por parte de las corporaciones multinacionales y los individuos ricos.

– Llamamos con urgencia a impuestos progresivos sobre el carbono y la contaminación a diferentes niveles para proteger nuestro único hogar planetario.

– Pedimos la implementación inmediata de un impuesto a las transacciones financieras en el comercio de acciones, bonos, divisas y derivados para frenar las actividades especulativas perjudiciales.